La última semana de abril compartimos varias jornadas de campo con investigadores de la República Checa (Czech University of Life Sciences) muestreando anfibios en varias zonas de Cabuérniga, Campoo y el Parque Natural Saja – Besaya, dentro de un proyecto que dicha Universidad  está desarrollando en varios puntos de la Cordillera Cantábrica y otras zonas de Europa.
El objetivo es conocer el alcance de la enfermedad emergente llamada quitridiomicosis y en especial de aquella causada por el hongo Batrachochytrium salamandrivorans, que en Europa está causando el declive de las poblaciones de urodelos.
En estos momentos estamos trabajando en un convenio de colaboración para continuar colaborando en el seguimiento de esta enfermedad y en la conservación de los anfibios cantábricos.

– Salamandra afectada por el hongo Batrachochytrium salamandrivorans

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *